Desgaste de las llantas
(Tire Wear)

 

El estado de conservación de sus llantas es uno de los factores mecánicos más importantes para la seguridad de su vehículo. Hay cuatro maneras en que usted puede mejorar la seguridad y el desempeño de sus llantas.

Mantenga las llantas con la presión de inflado apropiada. Inspecciónelas por lo menos una vez al mes para ver si la presión de las llantas parece estar bajando. La presión incorrecta de inflado puede causar el desgaste irregular de la llanta, condiciones deficientes de manejo, acumulación de calor excesivo y la posible falla de la llanta. Consulte el manual de su vehículo para determinar las presiones recomendadas de inflado de las llantas. Si instala llantas nuevas a su vehículo, verifique la presión de las mismas. Las presiones recomendadas para las llantas pueden variar dependiendo de la marca de la llanta. Verifique la presión de inflado de las llantas como primera actividad del día para obtener una lectura exacta. La conducción del vehículo calienta las llantas y cambia la presión de las mismas.

Rote las llantas para aumentar la vida útil. Siga la secuencia de rotación de llantas especificada en su manual de propietario del vehículo.

Mantenga las llantas balanceadas y alineadas. Las llantas mal balanceadas pueden producir condiciones irregulares de manejo. El alineamiento defectuoso puede causar el desgaste excesivo de la llanta y hacer que el vehículo tire hacia un lado.

Reemplace las llantas cuando el grabado presente un desgaste excesivo. ¿Cuánto es un desgaste excesivo? Todas las llantas tienen "indicadores de desgaste del grabado" incorporados en ellas. Estos indicadores están moldeados en el fondo de las ranuras del grabado y aparecerán como "bandas" cuando la profundidad del grabado se reduzca a 1/16 de pulgada. Cuando los indicadores aparezcan en dos ranuras adyacentes o más, se debe reemplazar la llanta. Consulte el manual de su vehículo para obtener más información. Usualmente el manual mostrará una fotografía de los indicadores de desgaste de la llanta. Observe sus llantas regularmente. Haga que un profesional las inspeccione si tiene cualquier duda acerca de la seguridad de las mismas.